El gobernador del Chubut, Mariano Arcioni, encabezó este lunes una reunión con representantes del Ministerio de Salud y del Consejo Provincial de Obras Sociales y miembros de sindicatos privados, para aunar esfuerzos, trabajar en conjunto, y que las facciones sindicales se adhieran al órgano provincial para garantizar el acceso a la salud del subsector privado.

Participaron del encuentro realizado en el Salón de los Constituyentes, el ministro de Salud, Fabián Puratich, los subsecretarios de Gestión Institucional, Mariano Cabrera y de Programas de Salud, Laura Pizzi, el director de la obra social provincial SEROS y titular del Consejo Provincial de Obras Sociales, Adrián Pizzi, las diputadas provinciales, Gabriela de Lucia y Tatiana Goic; los representantes de los gremios de Luz y Fuerza, Héctor González y Rogelio González, de Empleados de Comercio, Alfredo Béliz, de Camioneros, Jorge Taboada, y de La Bancaria, de Petroleros Jerárquicos, de SOMU, entre otros.

Al término del encuentro, Puratich lo calificó como “muy positivo, ya que se coordinó entre el Ministerio de Salud, como el órgano de gobernanza de la salud de la provincia, junto al Consejo Provincial de Obras Sociales y los representantes de obras sociales sindicales, debido a diversas problemáticas que suceden en el sistema de salud. La idea es aunar esfuerzos, trabajar en conjunto, y que la mayoría de las facciones sindicales se adhieran al Consejo Provincial de obras sociales”.

“Esto nos va a permitir tener una salud más justa, equitativa e igualitaria para la sociedad. El Ministerio cumplirá su rol de gobernanza, ya que el sistema de salud es único, si bien tiene su sector público, privado y de prepagas y obras sociales, pero esto significa trabajar en forma unificada y que la gobernanza la tenga el Ministerio de salud para tener mayores posibilidades de negociaciones ante prestadores”, informó el titular de la cartera sanitaria.

Puratich manifestó que además “permitirá que los programas de salud bajen en forma equitativa a todos los usuarios, beneficiar a las obras sociales más pequeñas, que han tenido muchas dificultades en negociación de honorarios de las prestaciones en un sistema que no es justo ni equitativo. El Ministerio de Salud se va a poner al frente de esta situación a través del Consejo de Obras Sociales, para brindar la posibilidad de gestionar negociaciones desde un lugar más igualitario”.

Acceso a la salud

Por su parte, Adrián Pizzi, señaló que “venimos a reforzar la idea del Consejo Provincial de Obras Sociales, de ser un gran ordenador en el sector privado de manera que, en este caso, el afiliado a cualquier obra social, el socio de una prepaga, o el usuario del sistema independientemente que obra social tenga, pueda garantizar su acceso a la salud del subsector privado”.

“Es una reunión importantísima con el arco sindical, las principales Secretarías generales y responsables de obras sociales se plantean las dificultades que hay en el acceso. A veces hay actores que no entienden que un sistema de salud tiene que funcionar bajo los principios de la solidaridad, de la equidad y de que los usuarios puedan alcanzar el máximo nivel de salud posible, generan situaciones que llevan a que muchas veces la gente, independientemente de que tenga o no obra social, no acceda al sistema”, explicó Pizzi.

Al mismo tiempo, manifestó que “como obra social provincial vamos a tomar cartas en el asunto haciéndonos responsables de lo que significa el Consejo de Obras Sociales, de lo que significa la obra social provincial y de cómo desde todas las voluntades sindicales, políticas, del ejecutivo, del legislativo tenemos que trabajar en un problema común que tienen las personas. Somos un sistema de salud de una provincia chica, no nos podemos dar el lujo de que haya personas que no acceden al sistema de salud”.

“Desde la obra social provincial venimos poniendo alrededor de mil millones de pesos por mes para el funcionamiento del subsector privado y así lo deben hacer otro tanto las obras sociales sindicales, prepagas. Lo que reclamamos son modos de negociación, que cedan las imposiciones, que podamos dar un debate en un ámbito democrático en el cual el afiliado a una obra social pueda quedar por fuera de estas negociaciones y se le puedan seguir garantizando las prestaciones”, completó Pizzi.

Trabajo unificado

Por su parte, el secretario General del Sindicato de Empleados de Comercio, Alfredo Beliz resaltó “la importancia de reunirnos entre los representantes de los gremios más grandes de la actividad privada de la Provincia y el Estado porque teníamos algunas prioridades que comenzar a trabajar en conjunto, que en este caso está relacionado a la Salud y a las obras sociales que brindan cobertura a los trabajadores afiliados a su sindicato”.

Asimismo, el referente sindical explicó que “la idea es evaluar la situación de todos y ver cómo podemos ir mejorando de aquí en adelante, sabiendo que hay una economía que ha castigado muy fuerte a las obras sociales, y Chubut además es la segunda provincia más cara a nivel salud, porque necesitamos urgente un trabajo en conjunto con los distintos actores privados y estatales”.

“Hay un borrador de un proyecto que lo vamos a comenzar a trabajar en conjunto con el Ministerio de Salud, el Instituto de Seguridad Social y Seguros (ISSyS) Seros, el Consejo Provincial de Obras Sociales, tomando algunas referencias de otras provincias que han podido mejorar la calidad de la prestación en salud y creo que ese va a ser el rumbo”, indicó el secretario General del SEC.